“Leonard Cohen and Philosophy”

You got me singing                                                                                                                                                          

Even though the world is gone                                                                                                                                        

You got me thinking                                                                                                                                                              

I’d like to carry on

You got me singing                                                                                                                                                          

Even tho’ it all went wrong                                                                                                                                                

You got me singing                                                                                                                                                            

The Hallelujah song

(“You got me singing”, Leonard Cohen)

“Leonard Cohen and Philosophy”, ed. Jason Holt, Open Court Publishing, Chicago, 2014

Leonard Cohen murió en noviembre de 2016. Pocas semanas antes de su muerte, salió su último disco You Want It Darker. En él, podemos escuchar canciones impregnadas con las contradicciones que caracterizan a Cohen. Por un lado, expresan una clara sensación de abandono y derrota, pero también de resignación y esperanza. La belleza de sus canciones proviene, en mucho, de la sinceridad con la que Cohen acepta su propia vulnerabilidad, sus fallas y sus miedos. Las primeras líneas de la canción homónima que abre este último disco son un buen ejemplo:

“If you are the dealer, I’m out of the game                                                                                                                            If you are the healer, it means I’m broken and lame                                                                                                             If thine is the glory then mine must be the shame”

Tal vez es por esta vulnerabilidad sobreexpuesta e hiriente, que no es posible hablar de Cohen sin que se sienta como si fuera una cuestión personal. Aquellos que escuchamos a Cohen sentimos cierta complicidad con el canadiense de “la voz de oro”, como si compartiéramos con él una sensación profunda de fracasos y temores compartidos, pero no por ello menos amenazantes. Hablar de las canciones de Leonard Cohen es sólo una forma de compartir una pasión por algo que excede cualquier explicación.

El libro Leonard Cohen and Philosophy (2014)editado por Jason Holt, puede ser leído como una expresión de esa pasión compartida. El libro no pretende ser una explicación de la música de Cohen desde la filosofía. En su lugar, podemos encontrar en él una colección de ensayos que presentan un amplio panorama de conceptos filosóficos que sirven como pretexto para profundizar sobre las canciones del poeta canadiense. Algunos autores analizan las letras de las canciones, entre las cuales, tal vez la que más recibe atención a lo largo de los textos es la de “Suzanne”, particularmente la frase: “For you’ve touched her perfect body with your mind.” ¿Qué significa tocar el cuerpo perfecto de alguien con la mente? ¿Cómo sería posible tocar un cuerpo con la mente? ¿Qué podría sugerirnos la filosofía para seguir pensando sobre esta enigmática frase, y también sobre los eternos temas de las canciones de Cohen como el erotismo, la seducción y el amor?

Otros ensayos no se enfocan tanto en la letra de las canciones, si no en analizar a Cohen como cantautor, ¿por qué su “voz de oro” pareciera estar ineludiblemente relacionada con un sentimiento depresivo? ¿por qué la interpretación de Cohen de sus propias canciones es capaz de transmitir una redención y una tristeza que, en cambio, con otros intérpretes se transforman en algo popular y superficial? Pensemos, por ejemplo, en la canción de Hallelujah y en los numerosos covers que se han hecho de ella. ¿Por qué la voz de Cohen, a diferencia de otros cantantes, nos permite presentir cierto sarcasmo y derrota cuando canta “But you don’t really care for music, do you?”?

Leonard Cohen (1970’s)

Son muchos los temas filosóficos que surgen del misterio que encierran las canciones de Cohen, y que son presentados en este libro dentro de diferentes ensayos. Aquí no quisiera detenerme en hacer una lista exhaustiva de estos temas, y he preferido mejor tratar de explicar qué podría motivar la existencia de un libro como este. Frente a la poesía de Leonard Cohen, nos resta la posibilidad de darle infinitas vueltas a los sentidos y entrelíneas que él nos ha dejado en sus canciones, así como en sus dos novelas y en sus poemas. Este libro es un gran pretexto para todos aquellos amantes de Cohen que quieran un motivo para seguir hablando de esa pasión compartida; pero también para todos aquellos que apenas se están familiarizando con su música, y que pueden utilizar este libro como una invitación a descubrir el enigma que era Cohen.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *